Saltar al contenido
PerrosMedianos.Com

Características y Cuidados del Schnauzer

El Schnauzer es un perro muy singular por su llamativo físico, y pelaje extravagante con mayor crecimiento en su hocico cejas y muslos que sin duda resulta inconfundible, además de tener siempre un estado de ánimo alegre y juguetón para con todos. Estos perros son guardianes por naturaleza y protegen con ahínco a su familia, tienen un potente e insistente ladrido con un alcance impresionante, cuando se trata de extraños por lo que puede ser molesto en ese aspecto.

Este canino se presenta en varios tamaños, miniatura, gigante y estándar a los cuales se les debe tener distintas precauciones, para garantizarles una buena calidad de vida, ya que el más grande no podría vivir ni adaptarse a el mismo pequeño espacio en el que pudiera vivir un miniatura, pues si bien es cierto que su carácter es similar son capaces de causar estragos en lugares donde no tienen oportunidad de liberar su lado hiperactivo.

Características y Cuidados del Schnauzer.

Tamaño del Schnauzer.

Esta raza se diferencia entre sí debido a su estatura, pueden ser miniatura con una estatura de 30 a 35 cm, estándar de 45 a 50 cm y el gigante 60 a 70 cm.

Peso del Schnauzer.

Debido a su estatura este perro tendrá una variación en su peso, el miniatura no pesará más de 10 kg, el estándar 20 kg y el gigante 35 a 45 kg.

Pelaje del Schnauzer.

El pelaje para este can representa su aspecto más peculiar con una textura dramática y áspera que tiende a crecer mucho; en color negro, blanco, gris y blanco, plateado, entre otros.

Personalidad del Schnauzer.

La naturaleza de un Schnauzer es ser alegre, proactivo, se puede volver testarudo y molesto cuando se le desatiende u olvida por lo que es un perro que demanda mucha atención, por parte de sus dueños; de igual modo hay aspectos en su personalidad con las que hay que lidiar de la mejor manera como su desconfianza, y recelo ante otros perros, detalles para tomar en cuenta al momento de domesticarles.

Cuidados del Schnauzer.

Es importante que desde pequeños le acostumbremos a convivir con otras mascotas para ayudarle a ser más sociable, minimizando su carácter territorial.
Esta raza debe ejercitarse con frecuencia ya que son sumamente dinámicos, sacarlos a pasear pues necesitan mantenerse activos y además disfrutan la compañía y dedicación de su amo durante estos paseos.
Chequear su salud periódicamente con visitas al veterinario y estando alertas a cualquier cambio en su estado de ánimo.
Cepillar su pelaje y cortar habitualmente.

Enfermedades del Schnauzer.

El Schnauzer puede padecer de enfermedades relacionadas con su alimentación como lo es hiperlipidemia que tiene que ver con altos niveles de colesterol en la sangre, sobrepeso debido a una inadecuada nutrición; por otro lado se encuentran problemas con su aparato digestivo, enfermedades de la piel, displasia de cadera, entre otras más que pueden afectar su salud. Su esperanza de vida es aproximadamente de 14 años.

Alimentación del Schnauzer.

Se debe mantener una alimentación balanceada para esta raza ya que si le proporcionamos golosinas y refrigerios que no necesitan entre sus comidas más que un bien le estaríamos causando un daño a su salud, además éstas comidas no son aptas para los caninos; ellos deben alimentarse con un pienso seco y de manera preventiva suplementos vitamínicos para el cuidado de su pelaje.

Origen del Schnauzer.

Este perro es de origen alemán, existen desde las épocas medievales. En un principio se establecieron junto a los Pinscher como una misma raza y eran criados y utilizados para caza de ratas.